Las franquicias internacionales: una oportunidad para emprender

Al momento de pensar en desarrollar una actividad comercial independiente o montar una empresa surgen los tradicionales escollos a superar, como la contratación de personal, el pago de impuestos y, sobretodo, la estrategia de marketing necesaria para garantizar el éxito del emprendimiento. Frente a todos estos problemas a resolver, muchas personas dejan atrás la idea de comenzar a emprender. ¿Existen otras alternativas a la creación de una empresa desde cero? Sí, y las franquicias son una de ellas. Te informamos en esta nota sobre las franquicias internacionales y su viabilidad.

Las franquicias internacionales no solamente nos brindan una oportunidad para poner en marcha negocios rentables en la Argentina, sino que además son la excusa ideal para aplicar nuestros conocimientos en el idioma inglés. El dominio de la lengua anglosajona será un punto vital para desarrollar con éxito la gestión de la franquicia y comunicarse con directivos de otros países, proveedores y clientes. Más allá de esto, necesitamos conocer más detalles sobre las franquicias, sus características y el mercado existente en el contexto argentino.

En principio debemos saber que una franquicia es una relación a nivel comercial y jurídico entre una compañía que vende su marca y un emprendedor que busca desarrollarla en una localización específica. La firma recibe una suma de dinero por el uso de la marca y, en la mayoría de los casos, por el modelo de negocio que identifica a la empresa. De esta manera, el emprendedor se beneficia con el aprovechamiento de la imagen consolidada de la marca y con el conocimiento acumulado en cuanto a las estrategias de venta de los productos o servicios comercializados.

En consecuencia, quien adquiere la franquicia comienza su negocio con una mayor seguridad y una base más firme que si lo hiciera iniciando el emprendimiento por su cuenta y desde cero. Por su parte, la compañía que vende su marca mediante la licencia otorgada en una franquicia adquiere ingresos extra y, al mismo tiempo, consigue ingresar a nuevos mercados y ampliar su difusión sin necesidad de asumir un riesgo económico directo.

Vale destacar que la persona o grupo a cargo de la franquicia deberá contar con los fondos necesarios para llevar adelante la inversión inicial, tanto con respecto a la compra de la franquicia como en cuanto a los gastos operativos que supone el inicio de la actividad, por ejemplo para contar con un local donde se comercialicen los productos. Sin embargo, recibirá capacitación sobre el modelo de negocio de la compañía y se beneficiará con la publicidad efectuada por la empresa a nivel global. Hay que tener en cuenta que en el contrato de franquicia se establecen claramente las responsabilidades de cada parte mientras dure la relación comercial.

Ahora bien, invertir en franquicias en Argentina no es algo tan sencillo, porque así como algunas marcas internacionales han logrado consolidarse en el mercado nacional a través de sus franquicias, otras han fracasado rotundamente. Aún hoy, y a pesar de la existencia de mejores condiciones para el desarrollo de franquicias internacionales a partir de los cambios políticos y económicos, la mayor parte del mercado está dominado por franquicias locales, siendo las internacionales todavía una expresión minoritaria.

¿Qué se debe tener en cuenta al momento de seleccionar una franquicia internacional para intentar posicionarla en Argentina? Principalmente que los productos y servicios, la imagen y la forma de acercarse al consumidor se relacionen estrechamente con la idiosincrasia del público argentino. Según los especialistas, la mayor parte de las franquicias foráneas que fracasaron en Argentina lo hicieron por no poder conectar con los gustos y necesidades del consumidor local.

Sin embargo, la comercialización de franquicias nacidas en Argentina en el exterior y su éxito confirma que el enfoque internacional en este tipo de negocios puede llegar a ser eficiente, todo dependerá de las características de cada marca y de la capacidad de los emprendedores locales.