3 apps para aprender inglés y 3 testimonios de usuarios

En este portal nos apasiona el inglés, y teniendo en cuenta la gran popularidad de algunas aplicaciones para aprender este idioma hemos decidido realizar este repaso en el cual abordaremos los detalles de los casos más populares en este terreno: Duolingo, Babbel y Busuu. Tomaremos un testimonio en cada ejemplo: el dueño de una firma experta en mantenimiento de redes, el empleado de una empresa de comedores escolares, y una periodista que trabaja como free lance.

Comenzaremos por Duolingo, que es la aplicación más popular en lo que refiere a enseñanza de idiomas. En rigor, cuenta con más de 12 millones de usuarios alrededor del mundo, y se destaca por ser divertida, intuitiva y de uso sencillo. Daniel, un experto en mantenimiento de redes que es dueño de su propia compañía en el rubro, nos cuenta que comenzó a utilizar Duolingo en 2013, en los albores de su empresa. “Por entonces manejaba muy poco el inglés. Y comprendí que si quería hacer crecer mi empresa era imprescindible poder comunicarme en este idioma. Para mí Duolingo fue una gran solución, aunque creo que no reemplaza una buena cursada, sirve para afianzar muchos conocimientos. Y lo que más me gusta es que todo se presenta como si se tratase de un juego”. Lo que cuenta

Daniel es cierto: Duolingo es una plataforma que permite ir avanzando en diversas áreas y el progreso se plantea con ánimo lúdico. Además, los usuarios reciben motivaciones y premios para seguir avanzando. Eso sí: hay que ser constante, tomar lecciones cada día para que el sistema nos incentive aún más. Otro dato interesante de Duolingo es que no se restringe al inglés, y que cuenta con una gran cantidad de idiomas para aprender, desde los más tradicionales hasta casos curiosos como la posibilidad de aprender el Klingon que se habla en Star Trek.

El siguiente caso es el de Babbel. Con una denominación que remite al conocimiento de idiomas en forma directa, es una propuesta también atractiva que ha ganado visibilidad en el último tiempo gracias a una fuerte campaña de marketing y publicidad realizada por el desarrollador detrás de la app. Martín, que trabaja en Master Cook, una empresa argentina que ofrece servicio de viandas para oficinas y escuelas, nos dice que uno de los ítems en su currículo que le permitió acceder a este trabajo es su conocimiento del inglés. Y confiesa que si bien tomó clases en una institución de enseñanza de este idioma, mucho de lo que sabe es gracias a esta app. “Lo que más me gusta de esta aplicación es que se enfoca en los diálogos, es como un curso de conversación, y eso te permite salir al mundo, aprender no sólo cuestiones técnicas sin abordar la práctica”.

Según dicen desde Babbel, las lecciones se estiran por 15 minutos cada una, y fueron creadas por un equipo de expertos con la intención primordial de que el alumno aprender a comunicarse. Al igual que en Duolingo, hay una amplia variedad de idiomas para aprender allí.

La tercera app de la que hablaremos es Busuu. En verdad es más que una aplicación, es una comunidad online para aprender y/o profundizar los conocimientos en un idioma. Cuenta con una multiplicidad de niveles. El uso es gratuito, aunque algunos ejercicios especiales requieren de un pago. Andrea es periodista y trabaja en modalidad free lance para publicaciones de su país y del exterior. “El inglés es imprescindible para mí. No sólo para la redacción de artículos, sino para interactuar con editores de publicaciones que sólo hablan en aquel idioma. Y esta comunidad me ayudó a refrescar aquello que había aprendido en el secundario, y que con el paso de los años fui olvidando”.

Deseamos que estos casos hayan sido de utilidad para nuestros lectores, que podrán probar las mencionadas aplicaciones y enviarnos sus propios comentarios. ¡Los invitamos a hacerlo!